4 de junio de 2012


A GOLPES DE RABIA


Sello el silencio
para que mi voz
enmudezca
definitivamente

Sello el silencio
reflejo de mi palabra
como herida del alma 
                cansada.